Microsoft anunció que en 2012 pondrá fin a Internet Explorer

Microsoft ha dado un paso más hacia la retirada de su navegador Internet Explorer, preinstalado en las versiones antiguas de Windows. La compañía anuncio que desde agosto de 2021 tanto este programa como la versión antigua de Edge Legacy -no basada en Chromium- no serán compatibles con las aplicaciones y servicios de su ecosistema Microsoft 365.

Como primera medida, a partir del 30 de noviembre de 2020 Internet Explorer 11 -la última actualización del navegador, lanzada en 2013- dejará de ser compatible con la app de trabajo compartido de Microsoft, llamada Teams.

Asimismo, Internet Explorer 11 dejará de tener soporte con todas las aplicaciones y servicios del ecosistema de Microsoft 365 a partir del próximo 17 de agosto de 2021.

En un comunicado, la compañía informó que ello significa que los usuarios del navegador, aunque podrán seguir usándolo, tendrán una “experiencia degradada o no podrán conectarse a las apps y servicios de Microsoft 365”.

Esta situación afecta también a la versión antigua de Edge -anterior al lanzamiento este mes de enero del navegador actual de Microsoft basado en Chromium-, que también dejará de tener soporte con las apps de Microsoft 365 desde el 17 de agosto de 2021, y con Teams desde el 30 de noviembre de 2020.

Aunque la compañía asegura “respetar las aplicaciones desarrolladas con Internet Explorer” y versiones antiguas de Edge y que estas seguirán funcionando, ha recomendado a empresas y usuarios migrar a la nueva versión de Edge.

Hace casi dos años comenzamos a trabajar en el nuevo Microsoft Edge, escuchando las necesidades de nuestros clientes de compatibilidad de clase mundial (incluida la compatibilidad con aplicaciones heredadas), seguridad, privacidad, capacidad de administración fácil y unificada y productividad. El resultado es un Microsoft Edge completamente nuevo de adentro hacia afuera: un navegador construido sobre el motor de código abierto Chromium con lo último en capacidades empresariales de Microsoft. Desde su lanzamiento en enero, millones de usuarios han actualizado sus navegadores domésticos y del trabajo al nuevo Microsoft Edge. Además, los nuevos dispositivos y las futuras actualizaciones de funciones de Windows (a partir de Windows 10, versión 20H2) incluirán el nuevo Microsoft Edge” publicó la compañía en un comunicado.

Para los usuarios que deseen orientación sobre cómo planificar, implementar o adoptar el nuevo Microsoft Edge, existe una herramienta denominada FastTrack. Está disponible sin cargo adicional para los clientes con 150 o más puestos pagos de Windows 10 Enterprise. Para comenzar con este proceso, se requiere enviar una Solicitud de asistencia a través del sitio FastTrack.

Microsoft presentó Internet Explorer en 1995 junto con Windows 95. En 2015, la empresa lanzó Edge, y desde entonces este se constituyó como navegador principal.

Microsoft Edge se basa en el motor de código abierto Chromium, lo que proporciona compatibilidad con sitios y extensiones para empresas. Integra Cortana ,entre otras herramientas, y su motor de procesamiento está optimizado, lo que lo lleva a ofrecer más velocidad y compatibilidad. Se puede utilizar tanto en Windows y Mac, así como en iOS y Android.

A su vez cuenta con más funciones de privacidad y seguridad respecto de su antecesor. Un punto interesante es que se podrá sincronizar el historial y las extensiones que se usen en Chrome. Además, el nuevo Microsoft Edge basado en Chromium permite reproducir contenido de Netflix en 4K y tiene compatibilidad con Dolby Audio y Dolby Vision.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *